A partir del anuncio realizado por   el gremio SUTE anunciando un paro de actividades,  al que también adherirán los docentes de instituciones privadas nucleados en Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop). los días Lunes 8, Martes 9 y Miércoles 10 de Agosto, el Director Genral de Escuelas, JoséThomas, aseguró que las escuelas estarán abiertas e instó a padres y alumnos a que “vayan a la escuela, que va a haber docentes comprometidos esperándolos”.

En función de ello se han conocido algunas encuestas, por ejemplo la realizada por MDZ muestra que, sobre un universo de 9000 consultados,   el 58% optó por la opción de no asistir a los establecimientos educativos. En tanto, el 42% se inclinó por sí acudir a las escuelas, pese al anuncio anticipado de que algunos docentes no dictarán clases.

Desde el lado del SUTE reafirman que, a pesar que un docente, por ejemplo, con 10 años de antigüedad y 50 por ciento de zona, que haya adherido al paro de 48 horas de fines de Julio y que se sume a estas 72 horas de huelga, tendrá un descuento de más de 24 mil pesos en un sueldo de alrededor de 73 mil pesos. Porque además del ítem aula, perderán el bono de $7.200 del estado docente, parte del dinero que reciben por material didáctico e incluso antigüedad, igual la medida tendr´un alto impacto. A pesar de esos números, desde la entidad gremial aseguran que habrá un alto nivel de ausentismo

Por su parte José Thomas expresó : “Mendoza le propuso a los docentes de Enero a Agosto un aumento del 66 por ciento en el salario mínimo por encima de la paritaria nacional y un 44 por ciento de aumento promedio. Que eso termine en un paro de 72 horas o por tiempo ilimitado quiere decir que hay otros componentes que no son los salariales” manifestó el director general de Escuelas.

La calidad educativa tiene una relación directa con la cantidad de horas de clases, pero para lograr esa calidad educativa es esencial jerarquizar la labor de los maestros. Y el reconocimiento deber ser también económico.

Compartí la noticia