Una menor de 12 años fue llevada por su madre al Hospital Saporiti, de Rivadavia, luego de que la menor acusara fuertes dolores abdominales, allí los médicos descubrieron un embarazo de unas 16 semanas que la niña cursaba, aunque sin otros síntomas que los manifestados.

Al enterarse de la situación, tomó intervención la justicia y la familia de la víctima, a partir de cuyo testimonio se  procedió a detener un amigo del padre de la niña, sindicado como el presunto abusador, quien fue imputado por los delitos de abuso sexual con acceso carnal, y este Viernes sería trasladado a la cárcel provincial.

Fuentes cercanas a la familia dejaron trascender que se habría dado el consentimiento para la interrupción del embarazo (IVE), dada las condiciones en que se produjo.

La causa, quedó en manos de la Unidad Fiscal de San Martín, a cargo del Dr Oscar Sívori.

Foto ilustrativa

Compartí la noticia