La Dirección General de Escuelas (DGE) enviará mensajes de textos a los padres de los estudiantes que adeuden materias. La estrategia se da en el marco del programa de Acompañamiento de Trayectorias Reales, haciendo foco en trayectorias pedagógicas débiles y se busca que todo el núcleo familiar se comprometa con la educación de los menores.

De esta forma, contarán con la información necesaria para poder asistir a los alumnos en los mecanismos de inscripción y preparación del período de recuperación de saberes junto a sus docentes.

Con respecto al programa de Acompañamiento de Trayectorias Reales, se solicitó a los directores que se comunicaran con los familiares y adultos responsables, quienes recibirán un mensaje telefónico dando aviso de que los estudiantes tienen espacios curriculares pendientes de aprobación. Esto se realiza con el fin de contribuir a la mejora de los aprendizajes y acompañar a todos los estudiantes con dificultades pedagógicas.

Compartí la noticia