Con el objetivo de «reordenar» los subsidios sociales, el gobierno Nacional dispuso auditorias sobre planes sociales y salarios complementarios sobre más de 4 millones de beneficiarios.

De esta manera se intentará equiparar la cantidad de planes entre las personas que cobran más de dos o tres ayudas y aquellos que viven por debajo de la línea de pobreza (según datos del INDEC) y no cobran nada.

En el caso de las AUH, la auditoría  no abarca a este tipo de prestaciones, sin embargo, al ser una AUH compatible con Potenciar Trabajo, es muy probable que si la persona no cumple con lo establecido (horas de trabajo real registradas en planilla de referente social), el salario complementario se puede perder pero la asignación quedará intacta junto a los beneficios retroactivos y por cumplimiento. 

En definitiva, una AUH solo se puede perder si los padres no cumplen con sus obligaciones (presentar la libreta 1.47)

Con la Tarjeta Alimentaria, no van a perder el beneficio siempre y cuando sigan presentando la libreta y sus chicos estén al día en la parte sanitaria y escolar.

Pueden llegar a tener problemas los beneficiarios de Potenciar Trabajo, porque se sabe que muchas personas cobran el plan pero no prestan servicio sociales y por tal motivo, en esos casos, el cobro mensual está en duda.

Sin embargo, es necesario aclarar que dichas personas «bajo la lupa» tendrán la posibilidad de anotarse en el programa Fomentar Empleo y de esta forma no van a perder grandes cantidades de dinero. Inclusive si una persona con Potenciar, se pasa al Fomentar, las posibilidades de estudiar y cobrar aumentan considerablemente.

Además una vez terminada la etapa de formación (un año aproximadamente) el trabajador/a podrá optar por continuar cobrando el plan o pasar a planta para acceder a los beneficios laborales (Obra Social, ART, aportes jubilatorios, vacaciones, etc).  

Compartí la noticia