El concejal de San Carlos, Alejandro Marianetti renunció a su cargo a través de una carta que presentó esta mañana en la que asegura que es un «perseguido político» y que las acusaciones en su contra «son falsas». Recordemos que, a pesar de sus expresiones, Marianetti está imputado por abuso sexual.

En declaraciones periodísticas de la mañana de hoy, el ahora ex concejal aseguró que lo suyo es «un gesto de honestidad política», que de ésta manera demuestra que no busca ampararse en ninguna cobertura o «protección» especial y que de ésta manera enfrentará a la Justicia.

Ahora bien, es verdad que las declaraciones de Marianetti suenan muy prolijas y estudiadas, solo que las pregunta de manual serían : Porque demoró tres meses en tomar ésta decisión ? Por que no lo hizo en el momento mismo que se conoció la denuncia ? Tal vez en ese momento el mensaje que dice enviar a la sociedad hubiera sido mejor entendido, porque ahora ya no es un acusado victima de las volteretas de la política, ahora es un «imputado por abuso sexual» que, tal vez y presionado por la política misma que él dice defender y honrar, se vió obligado a renunciar.

Cómo expresó su abogado defensor, es muy probable que ésta causa termine en la nada; de todos modos eso no borra la oscura mancha que cayó sobre la política de San Carlos.

Si Marianetti hubiera presentado su renuncia apenas conocida la denuncia, la historia habría sido distinta.

Ricardo «Yayo» Guinsburg

Compartí la noticia