Desde hace más de 20 años, la obra social de los jubilados tiene un convenio de pago con laboratorios que proveen los medicamentos;  en realidad era con la cámara que nuclea a los laboratorios.

Tratando de mejorar esa parte del sistema, a partir del 01 de Noviembre se producirá un cambio muy importante. Por un lado la puesta en marcha del sistema «Farmapami» que será el encargado de monitorear la entrega de los remedios y por otro lado, el dinero será transferido directamente a los Colegios Farmacéuticos, con los cuáles se negociará precios, descuentos, plazos de entregas de remedios y condiciones generales de comercialización.

Desde PAMI entienden que la negociación en forma directa con las farmacias, en lugar de los laboratorios cómo era hasta hoy, permitirá no solo agilizar la entrega de remedios sino también mejorar los precios que paga la Obra Social.

 

Compartí la noticia