La historia cuenta que, en 1962 un grupo de personas visionarias y con un gran compromiso con la comunidad consideró la necesidad de nuclearse con la misión de defender los derechos del pueblo valletano fortaleciendo y legitimando los reclamos de cada sector de la economía regional de Tunuyán.

En aquel entonces, Tunuyán tenía 20 mil habitantes, un comercio muy definido y una agricultura próspera basada fundamentalmente en la producción de manzanas y peras. La zona alta prácticamente no existía y los cultivos, salvo algunas excepciones, solamente llegaban hasta Vista Flores.

La misma historia, extraída de la página de la Cámara, continúa diciendo que comerciantes y Agricultores, como Ivan Cane, Miguel Alcalde, Chicho Pedrosa, Juan Fernández, Farinelli, Abdo Fadel, Jesús Hisa, Baby Guillén, Pedro Vidal, Héctor Vidal, Antonio Vendrell e Ítalo Gallerani, entre otros, fueron un puñado de hombres visionarios que compraron el terreno y construyeron el actual edificio con aportes económicos propios.

Estos 60 años encuentran a la Cámara reafirmando los valores de sus fundadores, habiendo incorporado -en el 2015- y en una clara visión de los tiempos que se viven, la denominación Turismo como parte indisoluble de su nombre, además de su crecimiento institucional que la ha erigido en indudable referencia de la Gremial Empresaria mendocina, ocupando algunos de sus integrantes importantes lugares en la conducción provincial de este sector, como el caso de Alberto Carletti quien fue elegido -en su momento- para dirigir la representativa Federación Económica Mendocina (FEM)

Mas allá de los nombres de los integrantes de las diferentes comisiones directivas, hoy presidida por Diego Stortini, la CCIAT ha demostrado su permanente apertura a las nuevas generaciones, a punto tal que es el sector joven de la entidad quien ha llevado adelante la organización de este significativo aniversario.

Lo que se mantiene inalterable, son los valores que la Cámara defiende

  • Pluralidad: la riqueza de la representación basada en el debate permanente, dirigentes responsables dispuestos a integrar mesas de trabajo con heterogeneidad de pensamiento, que representan a los diferentes actores económicos de nuestra sociedad.
  • Comportamiento Institucional: nuestro trabajo aborda la politica, la economia y las relaciones empresariales desde el profundo respeto a la democracia y sus instituciones,
  • Compromiso Personal, nuestra institucion es una atividad gremial-empresaria no remunerada, y se basa en el compromiso personal de nuestros miembros, quienes actuan adhonerm en todos los ambitos que la institucion lo requiera.
    Ética y Transparencia, en cada debate y representación, la CIAT conducirá su institución con fuertes valores éticos
    y de transparencia
Compartí la noticia