Ignacio Cervin tiene 95 años y es el alumno más longevo del sistema educativo argentino. El próximo 9 de diciembre recibirá su diploma en el Colegio Secundario Colonia Carolina, en el departamento correntino de Goya, tres años después de terminar la escuela primaria.

Pero su historia no se detiene ahí: piensa seguir estudiando alguna carrera relacionada con la agronomía. “Como me crié en el campo conozco como manejar a los animales”, dijo en una entrevista.

Ignacio Cervin, o Don Ignacio como lo conocen en su pueblo, nació el 31 de julio de 1926. Pasó su infancia en el campo y solo pudo ir unos pocos años a la escuela. A lo largo de su vida además fue tabacalero, albañil, herrero y carpintero.

Tiene una familia numerosa, aunque sufrió la muerte de dos de sus hijos, más de ocho décadas después de abandonar la primaria, Don Ignacio se decidió en 2018 a anotarse para terminar sus estudios básicos. Lo hizo después de que se aprobara una reorganización institucional en las tres escuelas para adultos de Colonia Carolina (Corrientes), no lo dudó: se anotó y se convirtió en el estudiante más longevo de la Argentina.

Cuando cumplió 92 años recibió su diploma de primaria, pero Don Ignacio no se conformó y siguió estudiando. Se anotó en la escuela secundaria, en el turno noche, y este 9 de diciembre recibirá su diploma junto a otros 15 alumnos de la zona.

Compartí la noticia