El Registro de Beneficiarios de la Tarifa Social tiene como objetivo brindar ayuda a usuarios en situación de vulnerabilidad socioeconómica, que cumplan con los criterios de inclusión definidos en la normativa, a través de una bonificación del 100% del precio del gas sobre un bloque de consumo máximo determinado en la facturación del servicio.

Los 61.000 beneficiarios que fueran excluidos de la Tarifa Social entre julio de 2019 y marzo de 2020 a partir de un cambio de criterio establecido por ANSES, serán reincorporados al padrón.

En la actualidad  la ANSES verifica -todos los meses- que el titular del servicio, incorporado al Registro de Beneficiarios de la Tarifa Social, no incurra en un criterio de exclusión, Por ejemplo, en el caso de cobro de un bono, presentismo, horas extra, etc., se produce la exclusión del beneficio y, en consecuencia, el usuario debe tramitar el ingreso nuevamente.

Ahora  el Enargas solicitó la vigencia del beneficio por 1 año, sin someter al beneficiario a controles mensuales. Por ello, al aplicarse estos criterios de inclusión y exclusión vigentes en la Tarifa Social, se logrará ampliar el padrón de beneficiarios en aproximadamente 61.000 ciudadanos que lo necesitan y que fueron excluidos, sin perjuicio de que también mejorará y ordenará de manera más eficiente la asignación del beneficio, redundando de esta forma, en un alivio para los usuarios en situación de vulnerabilidad, dándole previsibilidad en el costo de su consumo.

Compartí la noticia