Una familia que llegaba a su casa luego de asistir a un partido de fútbol infantil fue abordada por delincuentes para quitarles el rodado. Sin embargo, el hecho causó aún más terror e indignación porque fue filmado por la hermana de la víctima, una adolescente a quien los delincuentes le apuntaron con un arma.

Ocurrió en la localidad de Aldo Bonzi, tras ingresar los niños de la familia junto a la madre, una de las tías se quedó charlando con su sobrino mayor y, en ese contexto, fueron abordados por dos delincuentes a punta de pistolas.

La mujer y el hombre levantaron las manos y se tiraron al suelo. Rápidamente, los delincuentes se subieron a uno de los vehículos e intentaron arrancarlo, aunque no lo lograron. Bajo un desesperado grito de «cierren las puertas», la madre alertó a la familia sobre el robo que se estaba produciendo.

Los delincuentes intentaron volver a arrancar el vehículo, pero notaron que una adolescente los estaba filmando desde el primer piso del domicilio. En ese contexto, le apuntaron y ella se asustó.

Finalmente, los sujetos lograron arrancar el vehículo, que estaba con el freno de manos colocado, y huyeron en el rodado. Por su parte, la familia resultó ilesa. Además del auto, también se llevaron un celular que logró localizar el trayecto que realizaron hasta el barrio 9 de Abril, en Esteban Echeverría.

Compartí la noticia