Brasil… decime que se siente… volver a casa temprano….

Realmente fue un partidazo entre un equipo muy inteligente, Croacia, y otro que volvió a demostrar que tiene frío en el pecho (como dicen los futboleros)

No alcanzaron los bailecitos y el famoso «La alegría no ten fin….», porque en esta instancia de un mundial hay que poner fútbol, sin lugar a dudas porque de eso se trata, en definitiva; pero también hay que poner un poco más de hambre de gloria, como la que puso Croacia para ir a buscar el empate en el segundo suplementario.

También hay que tener una jornada muy inspirada, como Livakovic, arquero del Dinamo Zagreb y, sin lugar a dudas una de las figuras de este mundial, y saber jugar con la presión de ganar, como la que no se aguantó (otra vez más) Neymar.

La historia dirá que, por penales, Croacia eliminó a Brasil y se metió por segundo mundial consecutivo; entre los 4 mejores del mundo.

Repetimos el primer párrafo, Brasil… decime que se siente… volver a casa temprano….

Compartí la noticia