Esta pensión graciable de carácter vitalicio consistente en una suma mensual igual al doble del haber mínimo jubilatorio, para los derechohabientes de los trabajadores profesionales, técnicos y técnicas auxiliares (incluidos los de gastronomía y maestranza y limpieza) y personal operativo de los sistemas de Salud pública y privada, el personal de Fuerzas Armadas; las fuerzas de Seguridad; de la actividad migratoria; de la actividad aduanera; bomberos, recolectores de residuos domiciliarios y de residuos patogénicos, que -habiendo prestado servicios en forma presencial durante la emergencia sanitaria- hayan fallecido en el período comprendido entre el 1 de Marzo del 2020 y el 30 de Septiembre del 2020, como consecuencia de haber contraído COVID-19

La forma de acreditar que la causa del fallecimiento fue consecuencia de haber contraído coronavirus, deberá encontrarse consignada fehacientemente en el certificado de defunción, firmado por profesional habilitado.

Compartí la noticia