Durante una entrevista televisiva, el Presidente mandato cumplido se refirió a la actualidad nacional y también a lo que considera serios errores de su gestión.

Hablando del oficialismo expresó “el peronismo está secuestrado por Cristina Kirchner, eso significa que está cooptado por la irracionalidad y por eso es muy difícil sentarse a dialogar con ellos”.  “la Vicepresidenta está conduciendo el Gobierno como todos pensamos que iba a suceder. Tiene una agenda propia en la que ella necesita, bloquear, someter a la Justicia”.

Tal vez la parte mas llamativa de la entrevista se dió cuando realizó algunas autocríticas sobre su gestión. «Nunca debí haber delegado la negociación política y yo la delegué en mi ala más política, con filo-peronistas», «Yo tendría que haber puesto el foco ahí porque claramente se jugaba mucho en la Argentina en poder convencer», agregó. Y apuntó sorpresivamente, haciendo alusión a Rogelio Frigerio -su ministro de Interior- y a Emilio Monzó -presidente de la Cámara de Diputados-.

Por otra parte, consideró que la alianza que gobernó entre 2015 y 2019 perdió el rumbo político “a partir de 2017, en el Gobierno entramos en una actitud defensiva y perdimos la capacidad de escuchar”.

Compartí la noticia